miércoles, 24 de junio de 2009

Jesus Adrian Romero - Mi Vida Sin Ti

Porque así también se adornaban en otro tiempo las santas mujeres que esperaban en Dios, estando sujetas a sus maridos.
Así obedeció Sara a Abraham, llamándolo señor, y vosotras habéis llegado a ser hijas de ella, si hacéis el bien y no estáis amedrentadas por ningún temor.
Y vosotros, maridos, igualmente, convivid de manera comprensiva con vuestras mujeres, como con un vaso más frágil, puesto que es mujer, dándole honor como a coheredera de la gracia de la vida, para que vuestras oraciones no sean estorbadas.
1 Pedro 3:5-7.

Anterior
Siguiente

www.Enhacore.com  Devocionales Cristianos  Reflexiones Cristianas  Bebuchis Imagenes  Blogs Cristianos  Christian Videos Videos Cristianos  Amigos Cristianos  Tus Amigos Cristianos   Videos Cristianos - Musica Cristiana  Testimonios y Biografias Cristianas